sábado, 2 de marzo de 2013

POETAS URUGUAYOS



TERESA SOBRINO FERNÁNDEZ - GLADYS ESTHER MORALES USCUDUN - AMANDA PAULINA TREFFINGER - ESTELA LORENZO - GRISEL VIDALES CAMAÑO - BEATRIZ OJEDA - VERÓNICA CURUTCHET - HECTOR MARIO MARTINEZ ALONSO (+)

viernes, 1 de marzo de 2013

ESTELA LORENZO


De Montevideo-Uruguay

A VECES, SOLO A VECES

Cuando mi alma está en sombras
se me enganchan tristes palabras al lápiz.
La risa, ¡ ay !, la risa se me borra
hasta creer que nunca mas se verá
en mi gesto.
Me hundo en el abismo del sin vivir
de un dolor del no sé por qué.
Se abre mi tiempo hacia atrás,
rompiendo en mi pecho la congoja
que me traen las quimeras.

A veces, solo esas veces, quisiera
que al amanecer todo hubiera sido mentira.

A veces, solo a veces, quisiera que tu aliento
aliviara mi dolor,
pero...,
siempre decido
que la pena es mía y nada mas que mía.

Estela Lorenzo
http://miversoeslapalabra.blogspot.com/



HÉCTOR MARIO MARTÍNEZ ALONSO




Montevideo-Uruguay, 23-11-58/ Moroleon-Mexico 4-04-10

A la memoria de Héctor Mario. Y dedicado con mucho cariño y respeto a su esposa, Martha Murillo Nambo.

PARA TI

Esa mujer que un dia nació en mi mente
sueño de amor , adorable utopía.
Mi mitad ideal, fiel compañìa
dulce cobijo, amante complaciente.
Esa mujer soñada largamente
esa mujer existe y hoy es mìa

Ese sol que me entibia cada dìa
esa luz que ilumina mi camino.
La magia que cambiara mi destino
trocando mi tristeza en alegría.
Los ojos que renuevan mi energía
con ese mirar limpio y cristalino.

Esa mujer que me obsequiara un dìa
el regalo infinito de su amor.
Esa mujer que me hace ser mejor
reina en mi inspiracòn y mi poesía
pues supo rescatar esta alma mìa
y sanò con sus besos , mi dolor.

Esa mujer ternura y comprensión,
sabiduría y palabra de consuelo.
Esa mujer que supo ser pañuelo
en todos mis momentos de amargura
y me enseño con su inmensa ternura
que si es posible alcanzar el cielo.

Dueña absoluta de este trovador
y destinataria de mi fantasìa.
Musa que vive y juega en mi poesía
abriéndome abanicos de color.
Esa reina eres tù, mi buen amor
y agradezco al señor , que seas mìa.

Eres sueño de amor, que soñé un dia
y realidad que adorna mi presente.
Tu nombre se grabò a fuego en mi mente
con tintes de pasión y fantasia.
Y nada pido ya, a esta suerte mia
màs que vivir a tu lado eternamente.

ADICTO

Lo confieso, soy adicto
irremediable y sin cura.
Un adicto a tu figura
y el perfume de tu piel.
Tengo adicción a la miel
que destilo de tu boca
y una dependencia loca
a tu cuerpo de mujer,
que no puedo contener
cuando tu piel provoca.

Soy adicto a tu mirar
y a tu tierno corazón,
la bondad y devoción
con que tú sabes amar
y no me pienso tratar
ni hacer rehabilitación
vivo por esta adicción
de adorarte sin medida
estoy feliz de la vida
y no quiero curación.

Y así con esta adicción
que padezco a tu lado
quiero vivir atrapado
siempre en tu corazón.
porque tu eres la razón
para que mi alma herida
permanezca aún erguida
a pesar de los fracasos
y cobijado en tu abrazo
hoy soy adicto a la vida.

TE AMO Y TE DESEO

Este amor que descubrimos
espontaneo, irreverente.
Este amor que es diferente
a todo lo que sentimos
porque al amar no medimos
y nos damos libremente
al deseo solamente
sin reglas y sin pruritos.
Aunque la ética dé gritos
y lo tilden de demente.

Este hacernos el amor
cuando el deseo lo pida.
Este amarnos sin medida
y cuanto más veces mejor.
Este amor tiene el color
de tu mirada sensual
lejos del bien y del mal
este amor es una flama
estallando en nuestra cama
cada noche por igual.

Y en tu cuerpo de mujer
mi lengua recorre ansiosa
esa senda deliciosa
que conduce hasta el placer.
Sintiéndote estremecer
me fundo en tus labios rojos
mientras el fuego en tus ojos
destella pidiendo más
y entre gemidos le das
el consuelo a mis antojos.

Y no necesito más
porque tengo la fortuna
de no anhelar de ninguna
el amor que tú me das.
Contigo encontré la paz
a este corazón cansado
contigo he recuperado
mi deseo y mi energía
y no pasa un solo día
sin que te ansié a mi lado.

Me encanta tu desnudez
que ante mis ávidos ojos
si vergüenzas ni sonrojos
exhibes con sencillez.
Y me encanta que me des
sin penas , ni condiciones
de tu cuerpo los rincones
que mi deseo le pida
y que tomes sin medida
lo que tu deseo dispone.

Porque este es el amor
con el que siempre he soñado.
Porque he encontrado a tu lado
el bálsamo a mi dolor.
Porque tienes el valor
de las cosas más preciadas
fuego y dulzura acuñadas
en un cuerpo de mujer.
Dulzura al amanecer
y fuego en las madrugadas.

Y te deseo y te amo
y te amo y te siento mía.
Porque yo he nacido el día
en que este amor nos juramos.
Soy luz, cuando nos amamos
pues de tu luz me alimento
y en el preciso momento
de nuestro clímax de amor
soy el tallo de esa flor
que germinó un sentimiento
A la dueña de mi corazón


BEATRIZ OJEDA



De Montevideo, Uruguay

HAS CAÍDO EN EL ABISMO

Tienes el alma infausta envejecida
pertrechada tras siniestras artimañas.
Endiablados pensamientos te condenan
a vivir en ese espacio putrefacto.

Aferrada a los portones del abismo
cruzas sola las vertientes del submundo
con tu traje de vampiros nauseabundos
adosados a tu piel descascarada.

En tus ojos se asomaron las arañas
que han tejido tu destino maquiavélico.
Estás yerma caminando entre las sombras
que delinquen en el nombre del infierno.

Fuegos rojos incendiaron tus amores
en el tiempo de los soles fascinados.
El dolor de tus fracasos te ha vendido
al demonio que ha atrapado la mesura.

La locura se ha apostado confirmada
se ha llevado todo rastro de confianza.
Has caído en el abismo de las sombras
confinada para siempre en tu derrota.

Circulando por la cueva de los buitres
has dejado que el espejo se destroce.
Los fantasmas del rencor y la tristeza
son gusanos que degluten tu existencia.

Vas perdiendo tu glosario de recuerdos
se ha vaciado la memoria delatora.
Estás ciega y atrapada en el pantano
te has hundido en el orbe de los muertos.

Beatriz Ojeda
Poema ganador del III Concurso de Poesía Gótica - MUNDO POESIA


MARTÍN SALABERRY


De Cerro Colorado, Florida-Uruguay

Se despide el viento entre hojas y lágrimas
en el gris muro con nubes al llorar
el reloj despide el tiempo por soñar
en su mundo sin cielo
se despide el amor en una noche sin sábanas
se despide el calor de mis manos frente al frío mármol
el tiempo navega en el mar de los sueños
el mundo sin cielo espera la campana sin sonar
se despide el fresco perfume de tus jazmines
del jardín que sin vuelos ha quedado
en jaulas de cantares sin los gorriones de mi patio
se despide el banco de la plaza donde te respiré
se despide el aire en mis años de vejez
pero tu amor no se despide.

Derechos Reservados de autor


JOSÉ LUIS REMUALDI CAVALLERO


De Sauce, Canelones, Uruguay

AYER SIN HOY
  
Hoy, en la mesa del bar sobreviviente
de los cuatro que rotaba dominguero,
con vista a mi nostalgia su ventana,
intactos, desentumo unos recuerdos
y los esparzo vacilantes por la plaza.

Los observo indagando afinidades
a mi historia juvenil con gesto ansioso:
a mi campera de pantazote negro,
mi sonrisa, mis Ray-Ban y mis Oxford,
y a punto lagrimón, me los devuelvo.

Me da tristeza saberlos indigentes
de un pasado amistoso deslustrado
y un amor como foto de inmigrante:
recóndito, vetusto y doblegado.
Ah!, y de botijas iguales de mordaces.

¡Insensatos! ¿No saben que maté
por inconsciente mi genuina realidad
al irme desairado de este pueblo,
y enterré bajo una palma que no está,
su referencia cardinal de sentimientos?

Hoy, recobro cauteloso y despacito,
mis derechos montaraces de soñar;
(que ni mi sombra consideren inaudita)
por ello, sumiso me he poblado por allá,
por la sumisa zona urbana de la vida.




ROBERT FAGIAN


De Sarandí Del Yi, Durazno, Uruguay

…Como duele ver caer la noche, contemplar morir el último atardecer y saber que no llegaras. Como duele quitarle el velo a la soledad, encontrarse con puertas cerradas, duele no poder encontrar una explicación y sentir como los pensamientos se ocultan para llorar cada momento único. Ansió regresar al pasado solo un instante, escribir viendo tu sombra en la oscuridad, entender que deambular sin dirección no tiene sentido, solo quiero dejar caminar a la confusión en un laberinto, mirar a ese último atardecer morir entre mis manos, dejando al horizonte perdido sin un final. Cae la noche y busco en las estrella el reflejo de tus ojos y de esta manera poder encontrar un enlace contigo, como lo hace la tierra con el cielo y la luna con el sol, lo intento pero se hace imposible. Empiezo a perder la fe, todo se desordena desparece como si el invierno hubiera llegado sin avisar, las flores se marchitan dejándose aprisionar, los pájaros a la deriva buscan un refugio para esconderse del frió terminal, mientras se desvanece con el final del otoño una última rosa con tu aroma. Nada es extraño, esta escena se da todos los días desde tu partida, duele ver caer la noche, darte cuenta que todo ha cambiado y que has dejado pisadas perdidas en el pasado a espalda del tiempo. Necesito escaparme de mí mismo, jamás despertar, así no notar tu ausencia y nunca descubrir que todo tiene un final…

®Robert Fagian

Derechos Reservados

SANDRA ROMERO PIERROTTI


De Uruguay


LA LUNA,TÚ Y YO....

Acariciándonos la luna ....
con su luz nos ilumina....
las estrellas nos registran..
con su brillo celestial....
Nuestra máxima escena de amor....
ya está por comenzar....
Bello filme hay en el cielo ....
en el que nuestra pasión ...
fundiéndose está en los dos ....
disfrutando a cada instante nuestro amor ....
Causante nuestros corazones .....
de esta locura de amor....
juntos ellos pavimentan ...
la ruta de nuestra pasión !!..
Apoyándonos mutuamente 
en el sendero del amor....
prometimos a la luna ....
respetarnos y amarnos tú y yo ....
uniendo nuestra piel...
sólo siendo un sólo ser !!....
logrando una coraza de hierro ....
en nuestro mundo de amor....
Caricias de ternura ....
recorriendo están en mi piel....
directamente se dirigen....
desde la cabeza a los pies..
Luna bella y redonda....
que en está noche nos adornas .....
iluminas nuestros sueños...
reflejando al gran lago...
nuestra eterna y única pasión ....
Las horas pasan...
sin darnos cuenta....
todos desean felicidad....
pero la nuestra ....
ya no está en venta .
Sólo nos resta amor mío ....
estrechar nuestros brazos...
confirmando el encuentro deseado....
dando rienda suelta....
a este puro gran amor .
Permíteme desnudar mi alma.....
y también mi corazón ....
porque en este humilde poema....
vive mi verdadero amor !!..

Sandra Romero Pierrotti
Derechos Reservados